miércoles, 18 de junio de 2014

Un misterioso fantasma atrapado en una celda de Alcatraz


Probablemente sea uno de los sitios con mayor avistaje de fantasmas en el mundo. Miles de personas han denunciado la presencia de espíritus desde 1963, año en el que dejó de funcionar como prisión.
Pero nunca se había registrado una prueba tan contundente como la fotografía tomada por Sheila Sillery-Walsh y Paul Rice.
Así se ve la ventana en otra foto, sin la presencia de la mujer
La imagen causa escozor. A través de la pequeña ventana incrustada en una pared de hierro que separa a lo que en su momento era el lugar en el que los reclusos recibían las visitas, se ve claramente a una joven.
Su mirada penetrante apunta directo a la cámara. Y para generar aún más miedo, el contorno del cuerpo se ve borroso. Lo más llamativo es que se trata de un cuarto al que no puede acceder ningún visitante.
La islta de Alcatraz, con lo que queda de la estructura origianal de la cárcel

"La Penitenciaría de Alcatraz es algo que debe ver cualquier turista. Sin embargo, ni bien ingresamos sentimos algo escalofriante. No me sentía cómoda allí", relató Sheila al Daily Mail.
"Mientras hacía el audio tour -continuó- casualmente me detuve a tomar una foto con mi iPhone de la ventana de un cuarto que estaba vacío. Cuando miré la foto en mi celular, vi la oscura figura de una mujer. Al mirar la habitación noté que no había nadie adentro. Entonces supe que era un fantasma".
La ex prisión por dentro

En sus 29 años de vida, la penitenciaría federal ubicada en la isla de Alcatraz, en la bahía de San Francisco,albergó a algunos de los presos más famosos de la historia del país. Al Capone es el más célebre de una lista negra que, entre otros, integran Robert Franklin Stroud, Bumpy Johnson, James "Whitey" Bulger y Alvin Karpis.
Paul Rice y Sheila Sillery-Walsh, los turistas británicos que aseguran haber visto al fantasma

Rice se rehusaba a creer lo que veían sus ojos. "Cuando vi la foto por primera vez intenté racionalizarla diciendo que era el reflejo de Sheila. Pero tras una inspección más cercana era obvio que no era el caso. El pelo y la ropa de la mujer eran de una época diferente, de los '30 o de los '40", dijo.
"No tengo una explicación lógica. Estoy perplejo. Siempre fui muy escéptico sobre la existencia de fantasmas, pero ahora estoy empezando a creer. Realmente creo que la mujer de la imagen es un fantasma", concluyó.

No hay comentarios:

Publicar un comentario